miércoles, 18 de abril de 2012

Remembranzas

Uff! Tantas cosas que han pasado...
En octubre me acosté (otra vez) con el vatillo que siempre ha sido y será mi amor platónico desde preparatoria; mi primer amor. Después de ese encuentro, en noviembre, conocí a mi prometido, en un concierto en Houston (esa historia viene después, ahora me centraré en el platónico). En enero me lo topé en una fiesta y nos pusimos a platicar como nunca lo habíamos hecho. Después de unas cuantas confesiones lo vi llorar por un amigo que se le murió, le profesé mi persistente amor que se ha mantenido desde que lo conocí y me volteó a ver con cara de ¿y ahora qué hago? Y me abrazó muy fuerte con la intención de decirme con sus brazos "no vamos a estar juntos nunca, pero no te preocupes, vas a estar bien". Le mencioné que me casaría, pero su cara reflejó incredulidad instantánea al ver que yo no presentaba ningún anillo de compromiso, inclusive hasta bromeó con un cinismo déspota diciéndome "ay si, con quién?", pero su hermano lo calló con una simple frase: "se nota que no te metes al facebook". Y así pasó la noche, dormimos juntos, no pasó nada entre nosotros, ni siquiera un beso. Después, en febrero lo volví a ver en otra fiesta, pero en esta ocasión lo vi acompañado de una chava que al parecer no conocía, creo que su nombre era Selene, es amiga de su hermano creo yo. Le noté lo celoso que se puso cuando su amigo me sacó a bailar, porque yo no tenía ni 30 segundos bailando con su amigo cuando derrepente llegó él y me tomó de la mano, quedándose él como mi pareja de baile y no su amigo. Después de varios pares de cervezas y uno que otro shot de tequila me fui a su casa con su hermano y otras amigas y me quedé a dormir ahí, pero él no durmió ahí (no se preocupen, soy fiel, no pasó nada). Ese día de la fiesta fue la última vez que lo vi y me dio las llaves de su casa y me gritó "nomás en ti confío, Lucha!". La verdad es que no sé ni cómo llegamos, ni quien abrió ni nada, solo sé que el día siguiente no pude dejar de vomitar.

Desde febrero que no tuve noticias de él, hasta la semana pasada. Uno de sus amigos, quien es primo mío cumplió años e hizo una mini-peda en su casa. Mi hermana obviamente estaba en primera fila; él, como tuvo días libres o era puente, algo así, pues también aprovechó y fue a festejarlo. Resulta que mi hermana me comenta: "oye, fui a la fiesta de _____ y ahí estaba ÉL, me preguntó por ti, que dónde estabas, que si era cierto que te ibas a casar, que quién era el chavo, que estabas bien loca, que te valía madres todo y que por eso te amaba" todo eso lo dijo en frente de su novia, de todos modos yo tengo derecho de antigüedad.

Y ahora de vez en cuando me pongo a pensar en él, en las cosas que vivimos, la manera en que él las rememora y me las menciona, el sentido que hemos tomado cada quien. Quién diría que me iba a casar antes de lo pensado y que él no puede encontrar a nadie.

martes, 22 de febrero de 2011

Caminando por el Boulevard de los sueños rotos

Viendo mis dibujos ya no estoy segura de qué es lo que quiero hacer. Ya no estoy segura de nada. Me siento en el limbo y a nadie le gusta estar bailando en el limbo, por obvias razones.

Creo que estoy estudiando porque es el sueño de mi papá, que su hijita tenga un título y se desarrolle como una profesionista y no como alguien que muy apenas termino la preparatoria. Por más que quiera hacer lo que me gusta no he dado con el clavo. He buscado miles de maneras para distraerme, de hacer lo que me mueve, de encontrarle el interés a algo, pero mi falta de compromiso parece ser más grande que mis sueños (si es que ya encontré alguno).

Estos últimos días he estado fuera de mí, no he encontrado la razón. No sé si es por alguna extraña depresión, que es lo más probable, no he tenido ganas ni de nada. Ni siquiera de tomar alcohol. JA! Es cosa seria.
No le he dedicado tiempo a lo que creo que verdaderamente cuenta, como mi familia, mis amigos, pero más que nada... mi propia vida. Esto de tener una carrera donde tu trabajo dependa de tu creatividad no está nada chido cuando estás depresivo. De igual manera creo que es cuando más me inspiro. No sé qué es lo que quiero terminar haciendo con mi vida. En fin, como dijo Freud... el equilibrio duradero para la sanidad mental nunca se logra verdad? ...justo como lo supuse.

Sólo para ilustrarnos un poco sobre lo que acabo de escribir sobre Freud:

Freud argumentó que la personalidad humana es el producto de una lucha interna entre los instintos y la realidad social. Cada quien está compuesto por un id, un superego y un ego.
El id es la fuente de los instintos y deseos primitivos, notablemente sexo y agresión.
El superego corresponde a la voluntad de la sociedad interiorizada como conciente.
El ego representa la cara pública conciente que emerge como balance para el conflicto entre los insintos natos, la conciencia y los actos.

Según Freud, un verdadero y duradero equilibrio entre los tres componentes de la persona no puede ser alcanzado, la lucha interna es constante e inescapable. Aquellos quienes tienen un desbalance pronunciado sufren varios grados de enfermedades mentales, desde neurosis leve a psicosis extrema.

Hoy más que todos estos últimos días me puse a pensar en el futuro... ¿existe en realidad? ¿O es sólo una sugestión? Es como si dijera que tengo fé en algún dios o ente extraño, que no la tengo, por cierto. Irónicamente no creo en Dioses pero tengo cierta fascinación por lo esotérico. Quién lo diría. Probablemente es preferible creer en algo incierto a creer en algo que nunca existió. Me he puesto a pensar una y otra vez que los dioses son sólo un invento de la sociedad para tener algo a qué aferrarse, algo en qué creer. Quizás la falta de creencias es lo que nos mantiene vivos, con ganas de luchar por querer hacer las cosas. Y ¿por qué creer en algo fuera de nuestro alcance, algo fantástico? Fácil, es más sencillo fantasear ya que la realidad apesta.

lunes, 14 de febrero de 2011

¡Feliz 14 de febrero!



I wanna sneak into your heart
Find all your sorrows
Sink in your brain
So I can be our tomorrow

Not everything's dust
Save it for yourself
You always blame it on the lust
And find someone to abuse

But not tonight, not tonight
'Cause that's my soul's delight
Tell me it won't happen again
'Cause that's my soul's delight

viernes, 7 de enero de 2011

¿Que elemento (agua, aire, fuego, tierra) es el mas poderoso para ti y porqe?

Yo digo que el agua, es lo unico que me ha podido arrastrar... literalmente. Y porque le tengo miedo (Tomo baños de esponja) Lol

Ask me anything

¿Cthulu, Satanás o La Tigresa?

Mmm... después de ver las 893049 cirugías faciales que tiene... creo que me quedo con la Tigresa, su inmortalidad me asombra.

Ask me anything

jueves, 11 de noviembre de 2010

Pinche repartidor de "el pirata Chacho"

Pues sí, maldigo al repartidor de piratas y también maldigo el momento en que me salí a fumar con Eduardo justamente hace como 2 horas. Hoy fui a la casa de Perry, la amiga de Eduardo (mi befi) a ayudarles a hacer un trabajo de biotecnología, había como 6 personas ahi y tenían que inventar un planeta con sus respectivos seres vivientes y ocupaban unos dibujos para su proyecto. Tenían hambre, lo noté en sus rostros desde que entré al lugar.

Evidentemente, ellos todavía se la están pelando porque no saben cómo hacer los organismos (tienen que justificar su morfología bioquímicamente). Volviendo al punto, como cualquier persona fumadora, agarré la cajetilla de cigarros casi llena que me llevé a casa de Perry (no, el ornitorrinco no), que por cierto eran de Eduardo, y, viendo que Perry y nadie en su casa fuman, me salí junto con Eduardo para echarnos un taquito de cáncer.

Las dejamos caer en las escaleras, empezamos a platicar, y como estaba muy buena la plática ¿Qué creen? se me olvidaron los cigarros en el suelo. Para esto, las demás personas que estaban en el departamento habían pedido comida a domicilio precisamente del "pirata Chacho" (les dije que tenían cara de hambre). Cuando regresamos del cigarette break, después que el repartidor había llevado las comida, a Eduardo se le ocurre decirme "Luchi, tú guardaste los cigarros?" y obviamente yo me quedé con cara de: "chingado, ojalá que todavía estén ahí" y le contesté "mmm... no. Ups." y fui a checar a veeeeer si por obra del altísimo, del espíritu santo y de la Virgen María todavía estaban los cigarros ahí y Oh sorpresa! they were gone.

La única persona que subió las escaleras para ir al departamento después de nosotros fue el repartidor, por eso tengo la firme convicción de que él fue el que los raptó y seguramente hubiera pedido rescate por ellos, pero estamos en México así que prefirió matarlos antes que regresarlos con su familia. Ésa fue mi anécdota del día, sólo estoy esperando que sea mañana para ver qué otras desgracias/fails/ley de murphy/golpes/etc, etc ,etc. me suceden.

Enamorada del amor

Enamorada del amor... dicen que soy.



Ay, sí estoy enamorada del amor. Qué lástima ¿no? Me puse a pensar y creo que cada vez que salgo con alguien que me gusta, me gusta más la idea de estar con alguien, que la persona en sí. No ha habido alguien con quien diga, "sí vale la pena..." Oh, gran error el mío. Me enamora la idea de estar con alguien, no necesariamente la persona, creo que eso es lo que sucede. Pff. LOL.

Visitantes